Olvidemos sus dos primeras y penosas películas (él tenía hambre… de hacer cine y del otro), y centrémonos en lo que vino después…

“Bienvenidos a L.A.” – Obviando el insoportable tufo cool que desprende, tiene grandes momentos (pocos) y profundas lagunas. Tras el pelotazo de “Elígeme” todo el mundo se puso a buscar como loco su primera película (repito… las dos primeras no existen), tratando de justificar el nacimiento del nuevo genio… Después de verla, la mayoría dejó eso de genio en un escueto “es un tipo interesante”… (+10 puntos)

“Recuerda mi nombre” – Seguía sin ser demasiado conocido, así que este magnifico thriller pasó semidesapercibido. Para muchos lo mejor que ha hecho… (+15 puntos – 25 acumulado)

“Roadie” – Infumable road movie que narra las desventuras de unos músicos de gira. Las carencias comienzan a aflorar, Meaf Loaf se cree Pacino y encima sale Vincent Spano… (-10 puntos – 15 acumulados tras el leve traspiés) 

“Especies asesinas” – Agradable serie B sin pretensiones. Ligera y divertida (a pesar del dudoso sentido del humor de su creador). Robert Urich y JoBeth Williams (punto extra por ella) se vuelven locos intentando averiguar el porqué no hay noche que no aparezca una vaca descuartizada en sus campos, dando forma a la famosa leyenda urbana sin perder la cabeza en el intento. (+5 puntos +1 por JoBeth – 21 puntos y sigue vivo) 

“Songwriter” y “Choose Me – Elígeme” – No he visto la primera de ellas, pero la referencias son inmejorables… va, le damos 5 puntillos (26 van ya).  

Y llegó “Choose Me”… Tachán!!! Poco que decir sobre ella. Brillante disertación sobre soledades confusas y relaciones aún más confusas si cabe. La peli fluye como el agua del un sereno arroyo zen, todo funciona de un modo tan natural que hasta los evidentes errores de guión pasan por alto. Hace años que no la veo, y me dá que no ha envejecido bien. Un clásico… (+25 puntos – 51 puntos acumulados y Alan ya se cree el rey del mambo).

“Inquietudes” – Impresionante ida de olla que coló de modo inverosimil en su día. “Choose Me” estaba muy reciente y hasta cualquiera de las tomaduras de pelo que filmó Andy Warhol hubiera sido jaleada por la crítica, la eterna amienemiga de Alan. No es una mala película, ni mucho menos, le sobra media docena de su supuesto modernismo, además… el cartón empieza a ser visible. (+10 puntos – 61 puntos acumulados y subiendo).

“Made in Heaven” – Llegan los grandes presupuestos y las distribuiciones amplias. También aumentan los niveles de exigencia (comercial).

No se le puede culpar enteramente del tremendo batacazo. La productura mutiló la película, descontentos por el extensísimo metraje con que Rudolph la intentó estrenar. El resultado es confuso y desconcertante. Debra Winger se pasa la película disfrazada de ángel con pinta de señor funcionario con bigote (además de empeñarse en ser acreditada como Emmett), Timothy Hutton agota su repertorio de caras en pose sufrimiento style y Kelly McGillis está tan expresiva como un trozo de madera.

Desastre total… aunque reconozco que a mí me gustó.Se cuenta por ahí que Rudolph guarda una copia del montaje original que tan sólo ha mostrado a contados amigos cercanos. Los que la han visto, afirman que es excepcional. Nunca la disfrutaremos, me temo. (-25 puntos –  36 puntos acumulados y -ahora- bajando)

“Los Modernos” – Ejercicio de pedantería que Alan trató de rodar de modo incansable hasta conseguirlo. Nuevo batacazo de taquilla que apenas cubrió una quinta parte del presupuesto. La crítica comienza a darle la espalda y algunos de sus fans empiezan a mirar hacia otro lado. (-10 puntos – 26 preocupantes puntos)

“Amor en fuga” – Un descreído detective es contratado por una mujer para seguir los pasos de su infiel prometido. Al tiempo, la novia del detective contrata a otro para averiguar que hace en su tiempo libre nuestro hombre. Ambos se encontrarán y se enamorarán (no, no es una historia de amor gay… el segundo detective esta interpretado por una esplendorosa Elizabeth Perkins).

Otra que me gusta a mí y a nadie más. Suma y sigue su desencuentro con la taquilla. Nadie quiso ver más allá… y volvió a estrellarse. 

Algunas escenas son memorables. Per example (contada no queda muy bien, advierto)…

Elizabeth Perkins llega a su casa tras dar el caso por finalizado. Se encuentra abatida, cree haber perdido al tipo del que se ha enamorado. Camina lentamente por su semivació apartamento cuando Tom Berenger (escondido tras una columna) dice:

“¿Y si te dijera que te quiero?”

Y no les cuento más… que es la última escena de la película.

5 puntos extra por la portentosa banda sonora. En especial, la inclusión de una de esas obras maestras que nadie llegará a conocer jamás, “You don’t know what love is” de Warren Zevon y su voz de lobo. (-5/+5 puntos. Nos quedamos igual).

“Pensamientos Mortales” – Y Alan, se vendió. Lamentable thriller psicológico que apesta a encargo aceptado a regañadientes. Qué desastre. (-10 puntos y soy generoso. 16 puntos acumulados y esto se hunde). 

“Equinox” – Otra que me encanta, más madera. Lástima que nadie más me siga el rollo.

Dos gemelos separados al nacer, hijos no deseados de una princesa europea, siguen caminos vitales muy distintos. Mientras uno se convierte en capo de la mafia, el otro es un ser débil del que todos abusan al tiempo que malvive en un barrio deprimido de Nueva York.

Contradictoria y brillante. Excesiva también. Matthew Monín (no, no es uno de mis frecuentes errores tipográficos) se esfuerza en dar credibilidad a dos personajes antagónicos… En su caso, ya habría sido un milagro que hiciera creible a uno solo. (-5 puntos +1 porque sale Marisa Tomei – 12 puntos acumulados).

“La Sra. Parker y el círculo vicioso” – A los que admiramos a Dotty Parker nos encantó la película… Como viene siendo habitual en los últimos trabajos de Rudolph, al resto del mundo, no.

Nuevo batacazo taquillero y de nuevo la sensación de que la peli podría haber sido mejor. El continuo recurso a la obra de la Parker termina siendo cansino, como la incapacidad del director para hacer que la maquinaria funcione.

Eso sí, fantástica Jennifer Jason Leigh, pelín pasada de rosca, sí… sólo un perdonable pelín. (-5 puntos y -1 punto por atreverse a mostrar las tetas de Gwyneth Paltrow -pecado mortal, sigo pensando que la Paltrow no es humana-, total 6 puntos acumulados, mal pinta esto).

“Afterglow”, “El desayuno de los campeones”, “Trixie”, “Investigating Sex”, “La vida secreta de los dentistas” – Todas en una, total, del grupo sólo he visto las dos primeras.La debacle se completa.

La imagen del tipo indi se degrada por momentos. “El desayuno…” provoca vergüenza ajena, -hubo gente en la sesión a la que yo asistí, que llegó a lanzar vasos de plástico (algunos casi llenos) a la pantalla-, y bien es cierto que las novelas de Vonnegut son complicadísimas de adaptar, pero la que debía ser su puerta de reentrada en el negocio, terminó convirtiendose en su lápida. Mucho me temo que se acabó Alan Rudolph… Y ojalá me equivoque… Me encanta este tío.  (-20 puntos – acumulado -14 puntos). 

Bien, hagamos un repaso final… -14 puntos + 10 por su seductor look de tipo bien vestido al tiempo que bohemio con cosas que contar + 4 por no haber trabajado jamás con Fisher Stevens = 0 puntos…

Se te acabó el crédito, Alan… Estás fuera.

 

Anuncios