Con mucho retraso les dejo mi lista de las malas películas que me encanta ver.
Aunque sigo sin tener clara la línea divisoria entre una buena y una mala película… De hecho, la mayoría de las que les cito abajo me gustan y en ningún caso las considero malas… Para hacer la lista he seguido criterios ajenos (malas taquillas, pelis olvidadas, apaleadas por la crítica, etc)…

CUANDO EL DESTINO NOS ALCANCE – Richar Fleischer.

Un clásico de la ciencia ficción de los setenta maltratado por el tiempo.

La escena final es historia del género. Charlton Heston y un crepuscular Edward G. Robinson luchan contra la economía de medios aparentemente mal administrada por Fleischer.

Una delicia imprescidible y desgraciadamente ya olvidada para el gran público…

HARVARD MAN – James Toback

“El francotirador” y sus paranoias brillaron como nunca en esta inclasificable película.

Las escenas de cuelge del protagonista recuerdan poderosamente a “Miedo y asco en Las Vegas” de Gillian… A pesar de ello la originalidad y el impacto de sus imagenes es desbordante.

Por lo demás… si alguien se enteró de qué va… Por favor, que me lo diga.

Como aliciente para mitómanos de la cazavampiros… el polvo campestre que se marca Buffy.

TOP SECRET – ZAZ

No fue tan bien de taquilla como la del avión, pero para mi gusto es bastante más divertida.

Sale Val Kilmer, que le vamos a hacer… El guión y la dirección son espesos. El ritmo decae constantemente… Y la resistencia al otro lado del telón de acero responde a nombres tan afrancesados como: CROISSANT, CAFÉ OLÉ, CAN CAN o DÈJÁ VU…

La joya de la corona.

KUNG FU CONTRA LOS SIETE VAMPIROS DE ORO – Roy Ward Baker

La vi en una de aquellas matines siendo un niño y los efectos perduraron durante meses entre mis amigos y yo.

La Hammer se atrevió a fusionar las artes marciales tan en boga en aquel momento con el más clásico recurso del estudio, los vampiros.

Ni que decir tiene que Kung Fu ni aparece en la película… Pero si lo hace el mismísimo conde Drácula y como no, también su eterna némesis… el profesor Van Helsing.

Una gozada impagable.

SAHARA – Antonio Cabal

Película española basada en un hecho real y rodada con cuatro duros. Su falta de recursos es pareja a las carencias de su director…

Aún así me encandiló. Aunque sólo sea por su poético y hermoso final.

UNDERCOVER BLUES – Herbert Ross

Ni tiene guión ni dirección ni falta que le hace a este vehículo diseñado para que un Dennis Quaid en plena forma desarrolle toda su chulería y la Turner exhiba su buena forma física.

Lo mejor… Stanley Tucci en el papel de asesino a sueldo desastre llamado: Muerte (… y olé).

CLAVE: OMEGA – Sam Peckinpah

Que Peckinpah estaba en baja forma es obvio. De hecho fue su última película.

Que sea olvidable, a pesar de sus innumerables defectos y tufillo a serie b de encargo… no tanto.

DULCE NOVIEMBRE – Robert Ellis Miller

Ellis Miller continuó su empalagosa cruzada contra la bilis intestinal con este ataque frontal que podría causar una subida de azucar en el estómago más duro.

No puedo evitar que le guste a mi lado más petardo… Con sus decorados kitsch tan sesenteros. Con su canción petulante. La interpretación asesina de Sandy Dennis y sobre todo esos diálogos fatalistas. Y por supuesto, como todas las películas de Miller, acaba mal… pero bien.

Imprescidible trago.

LA MANSIÓN DE LOS SIETE PLACERES – Phil Karson

Para chulo… Dean Martin.

El destino quiso que un director tan prometedor como Phil Karson terminase dirigiendo parodias Bondianas que dejaban al heroe de Ian Fleming como un mendrugo en comparación con el Matt Helm que interpretó Dino.

Acción poco creíble, chicas malas y villanos estereotipados… motívo más que suficiente para no perdersela. Además salía Sharon Tate 😦

THE HOT SPOT – Dennis Hopper

Otro de los vanos intentos de Hopper por recuperar prestigio como director.

La peli se cae de puro mala que es… Y eso a pesar de que la historia es interesante y de que Don Johnson pasea su mirada perdonavidas imperturbable incluso ante la visión celestial de Jennifer Connelly en bikini… Tan apañada ella, que guarda tartas de cumpleaños en su bolso.

Memorable.

ROMY Y MICHELE – David Mirkin

Y es que no es nada fácil ser un fracasado e inventar los posit… o al menos hacerselo creer a tus antiguos compañeros de instituto.

Y Sandy Frink(enstein) bailando el “Time after Time” de Cindy Lauper… y Janine Garofalo purulando por ahí!!!… ¿Qué más quieren?.

Imprescidible cutrerevival ochentero… en clave desquiciada.

JUEGO PELIGROSO – Colin Higgins

Colin Higgins, guionista del clásico “Harold and Maude”, debutó con este thriller en clave de comedia que homenajeaba a “El hombre que sabía demasiado” de Hitch…

Ya desde los créditos, que muestran el trayecto del coche conducido por Goldie Hawn bajo los acordes del retroclásico de Barry Manilow “Ready To Take A Chance Again”, el viaje no tiene paradas hasta llegar al desenlace  final… Abróchense los cinturones y no se asusten si ven al Papa tarareando una opera o a Chevy Chase (que alguien reivindique a este hombre de una vez… por dios) en la piel de un torpe detective.

Más que imprescindible!!!

LA GUARIDA DEL GUSANO BLANCO – Ken Russell

Siendo de Ken Russell olvidense de sus prejuicios antes de atreverse a verla…

La historia es irrelevante… solo déjense llevar por el bombardeo de imagenes que brotan de la desquiciada mente del director inglés. Y con un poco de suerte, a lo mejor el gusano se traga a Hugh Grant.

ASESINO IMPLACABLE – Mike Hodges

La mafía inglesa, pornográfia y venganza… No, no se trata de un monólogo de Paramount Comedy… Aunque el resultado es tan disparatado como promete.

Caine borda la peor interpretación de su carrera a fuerza de poner cara de estreñido al intentar transmitir dureza y dolor interior… No le culpen a él… dirigiendo Hodges demasiado bien salió…

UNA INSÓLITA AVENTURA – Mike Newell

¿Podría disputarle Newell el título de peor director del universo al mismísimo anticristo (Michael Bay)? Podría, sin duda. Y si no, vayan a ver la última aventura del aprendiz de mago gafotas…

Y eso que este tipo no empezó mal… “Bailar con un extraño” es tan interesante como decepcionante en su fondo.

Las historias de un grupo de actores durante la segunda guerra mundial se entrecruzan con los de una huerfana enamoradiza y fantasiosa con trágicos resultados. Este buen material fue inutilizado por la habitual torpeza de Newell, que consiguió que nos diese igual el desarrollo de la historia.

Irrepetible el partido de fútbol entre dos compañías de teatro… perfectamente uniformados (para hacerse reconocibles entre ellos) con el vestuario utilizado en las representaciones…. Cómo olvidar al capitán garfio avanzando por la banda y a Peter Pan rematando un corner de cabeza… XD

Y eso es todo…

Anuncios